Descubierta en Egipto una antigua villa urbana con una capilla para el culto a los antepasados

La excavación del Instituto Oriental en Tell Edfu descubre un complejo de la primera mitad del Nuevo Reino

El trabajo de excavación dirigido por el equipo del Instituto Oriental de la Universidad de Chicago ha desenterrado una gran villa urbana que data de los primeros años del Nuevo Reino, alrededor de 1500-1450 a.C. Los hallazgos en el yacimiento Tell Edfu, en el sur de Egipto, incluyen una gran sala que contiene un raro y bien conservado ejemplo de un santuario doméstico dedicado a los ancestros de la familia.

“Han pasado más de 80 años desde que se descubrió en Egipto un capilla para los ancestros, y los que teníamos raramente se encontraban en un contexto inalterado”, dijo Nadine Moeller, profesora asociada de arqueología egipcia de la Universidad de Chicago, que dirige la excavación del Proyecto Tell Edfu junto con el investigador asociado del Instituto Oriental Gregory Marouard.

Situada a unas 400 millas al sur de El Cairo, en el valle del Nilo, la antigua ciudad de Tell Edfu fue la capital de la provincia ocupada durante casi 3.000 años. El trabajo de campo arqueológico ha excavado restos de asentamientos y monumentos desde el Reino Antiguo (hacia el año 2400 a.C.E.) hasta el periodo Ptolomaico (332-30 a.C.E.). El proyecto forma parte actualmente del trabajo del Instituto Oriental, uno de los principales centros de estudio de las antiguas civilizaciones del Cercano Oriente, fundado en 1919.

El último descubrimiento en el emplazamiento de Tell Edfu es uno de los primeros ejemplos de una capilla para los ancestros del Reino Nuevo, y el primer ejemplo arqueológico descubierto en muchas décadas, dijeron Moeller y Marouard.

La última excavación, finalizada en diciembre de 2018, se ha centrado en una gran villa urbana de unos 440 metros cuadrados, que data de principios de la dinastía XVIII . El edificio tiene varias habitaciones con columnas, la más grande, una sala de seis columnas que mide aproximadamente 33 pies por 26 pies, contiene un santuario doméstico bien conservado dedicado al culto de los antepasados de la familia.

El santuario estaba situado en un rincón de la sala principal, y los rastros indican que estaba rodeado por una estructura de madera. Incluye una pequeña lumbre y una mesa de ofrenda, dos pequeños pedestales de adobe, varias estelas completas o fragmentadas (losas verticales de piedra o madera inscritas), un raro ejemplo de busto de un antepasado femenino, y una estatuilla de un escriba sentado.

El busto de piedra caliza muestra a una mujer con una larga peluca tripartita y un amplio collar llamado collar Uesej. Los rastros de pintura indican que este pequeño busto de 8 pulgadas había estado pintado.

La estatuilla del escriba, tallada en dura diorita negra, representa a un hombre sentado en una silla, con una peluca a la altura de los hombros y un faldellín largo y ceñido, agarrando con la mano izquierda un rollo de papiro que tiene delante del pecho. Las inscripciones indican que era un administrador de alto nivel en Edfu llamado Juf.

Cerca estaba también lo que Moeller describió como una estela de piedra caliza “pequeña pero significativa”, que muestra en el centro a un hombre y una mujer de pie uno al lado del otro en relieve. Aunque el texto jeroglífico que rodea a la pareja menciona la fórmula de ofrenda común e incluye los nombres y títulos de las dos figuras, sus rostros y nombres presentan signos de daño deliberado infligido en la antigüedad, lo que dificulta la lectura de sus nombres.

“Actualmente, nuestro mejor conocimiento sobre estas instalaciones de culto dentro de una casa doméstica proviene del famoso pueblo obrero de Deir el-Medina, cerca de Luxor, que data del período Ramésida, mucho más tardío. Hasta ahora, nuestro ejemplo de Tell Edfu es uno de los más antiguos conocidos del Reino”, dijo Moeller. “Estamos muy entusiasmados de encontrar un conjunto tan completo de artefactos dentro de su contexto arqueológico original. Esto nos ayudará a responder a muchas preguntas sobre las diversas actividades de culto que se llevaron a cabo en este santuario, además de reconstruir las identidades de los antiguos propietarios que vivían en esta villa”.

Mientras excavaban los últimos niveles de ocupación de esta villa, los investigadores también encontraron una gran columna de arenisca que menciona a un sumo sacerdote del templo de Horus en Edfu llamado Amenmose, que data de esta época pero que fue reutilizado en la casa muchos siglos más tarde. Los nuevos hallazgos refuerzan la presencia de una importante élite de alto rango en esta parte específica de la antigua ciudad de Edfu a principios de la dinastía XVIII, un período de consolidación política en el Alto Egipto de los reyes tebanos Ahmose, Amenhotep I y Thutmose I, dijo Moeller.

La excavación Tell Edfu, que comenzó en 2001, ha servido como entrenamiento para estudiantes de la Universidad de Chicago durante muchos años, dijo Moeller. Esta excavación en particular incluyó el trabajo de campo de las estudiantes graduadas Emilie Sarrazin, Raghda el-Bahaedi, Sasha Rohret, Rebecca Wang y Maja Sunleaf.

Fuente original: https://news.uchicago.edu/story/ancient-urban-villa-shrine-ancestor-worship-discovered-egypt

Los comentarios están cerrados.