915 616 320 · L-J · 17:30-20:30 info@aedeweb.com

El obelisco fue tallado en granito y erigido originalmente en el templo de Karnak, pero un destructivo terremoto en la antigüedad hizo que se derrumbara sobre los escombros acumulados en la sala Udjat construida por el padre de la reina Hatshepsut, el rey Thurmose I.

A principios del siglo XX, el egiptólogo francés George Legrain retiró la parte superior del obelisco y lo depositó junto al lago sagrado artificial del complejo del templo.

El secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades, Mostafa Waziri, declaró que el obelisco tenía que volver a erigirse, ya que los estudios realizados sobre él revelaron que estaba amenazado por el lugar al que había sido trasladado.

La restauración y remontaje del obelisco se llevó a cabo según los últimos métodos científicos y en colaboración con la Autoridad de Ingeniería de las Fuerzas Armadas, que proporcionó el equipo necesario.

El obelisco tiene 11 metros de altura y pesa 90 toneladas. Está decorado con escenas que representan a la reina Hatshepsut y su relación con la deidad Amón, además de mostrar sus diferentes nombres y títulos.

Fuente original: https://english.ahram.org.eg/NewsContent/9/40/464326/Antiquities/Ancient-Egypt/Hatshepsut-obelisk-reerected-in-original-location-.aspx