915 616 320 · L-J · 17:30-20:30 info@aedeweb.com

En 1954, un equipo de arqueólogos descubrió las únicas posesiones conocidas del antiguo faraón Rey Keops – dos barcos solares de 4.700 años de antigüedad que yacían en fosas a unos pocos metros al sur de la gran pirámide Jufu, llamada en su honor. Habían sido cuidadosamente desmantelados y apilados ordenadamente, con instrucciones jeroglíficas inscritas en las tablas. Los antiguos egipcios creían que las inscripciones ayudarían a reconstruir los barcos en la otra vida.

 El primer barco estaba relativamente bien conservado y ahora reside en el Museo Solar de Guiza. El segundo barco, sin embargo, requirió una de las excavaciones más extraordinarias del mundo. Estamos hablando de 1.272 piezas de madera extremadamente delicada que conforman un barco de 42 metros de largo expuesto a las fluctuaciones de temperatura y humedad que podrían haber causado todo tipo de deformaciones y grietas. Esto significó que en 2009, un equipo del Ministerio de Antigüedades de Egipto y de la Universidad Waseda de Tokio tuvo que construir un laboratorio de 35 metros de ancho y 6 metros de alto en el lugar de la excavación sin el uso de equipo pesado.

Desde entonces, los conservadores han limpiado minuciosamente cada una de las piezas, han llenado los huecos con materiales de restauración y han vuelto a unir los fragmentos rotos con la determinación de reestructurarlos a tiempo para la apertura del Gran Museo Egipcio, prevista para 2021. Esta semana, el Director General de Asuntos Ejecutivos para la Restauración del Gran Museo Egipcio y el Supervisor del proceso de restauración del segundo barco Jufu, Issa Zeidan, anunciaron la finalización de alrededor del 98 por ciento de la primera fase. Estamos seguros de que Jufu estaría remando en su tumba.

Fuente original: https://cairoscene.com/Buzz/Reconstruction-of-Khufu-s-Second-Ship-is-Nearly-Complete